CÓMO ELEGIR LA MEJOR MESA DE BILLAR

Lo primero que vamos a contarte es cómo es una mesa de billar profesional.

Una mesa «de verdad».

Para que sepas reconocerla cuando la veas.

Aunque seguramente no puedas permitirte tener una.

Pero así tienes claro qué mesas de las disponibles para ocio se acerca más al ideal.

Y sobre todo no te sentirás engañado si compras unamesa apellidada «profesional» y resulta que no lo es tanto.

Porque sabrás qué es realmente lo que estás comprando, Emoji

Vamos allá.

 

Cómo es una mesa de billar profesional

La mesa de billar auténtica, la profesional, está al alcance de muy pocos.

Un billar “de verdad” debería tener la superficie de pizarra.

La estructura de la propia mesa sería de madera, en principio noble, nada de pino barato, y menos aun contrachapado.

Las bandas estarían fabricadas con caucho de primera calidad, que cumpliese ciertos requisitos para ofrecer rebotes de bolas predecibles.

Y todo ello forrado con paño de alta gama para que resistiese muchos años de uso y no entorpeciese el movimiento de las bolas ofreciendo excesivo rozamiento.

Vale, queda claro, no?

El inconveniente de todo esto es el coste.

Este tipo de mesas se fabrican a mano y por encargo.

Lo cual hace que valga algunos miles de euros.

Además, debido a sus dimensiones y a que pesan varios cientos de kilos, se deben montar entre varias personas (que sepan lo que hacen) y quedará en el lugar donde se monte para siempre.

Luego es necesario disponer de un espacio específico solo para colocar el billar.

Así que como supongo que este tipo de mesa, que es la realmente buena, no entra en tus planes, vamos a contarte en qué debes fijarte para comprar una mesa de billar decente que cumpla su función.

Es decir, una mesa para practicar un rato, o para jugar en reuniones familiares y de amigos, o para iniciar a los niños en este desafiante juego.

Sin mayores pretensiones.

A bastante menor coste.

Y a veces ocupando mucho menos espacio

De qué está hecha una mesa de billar

– ESTRUCTURA DEL BILLAR

 

Lo primero es fijarse en el material de que está hecha la estructura de la mesa.

La madera es una opción más duradera y suele ser más atractiva estéticamente.

Aunque no sea una madera de gran calidad.

Casi todos los billares para ocio están fabricados en MD, que en realidad no es madera.

Es más económico y más ligero.

Y también menos resistente.

Aunque en ausencia de exposición solar directa y humedad elevada, y si no recibe golpes, puede durar muchos años en perfecto estado.

Así que si puedes elige mesas de madera, que las hay.

Aunque son las menos frecuentes, ya que encarece el producto final.

– SUPERFICIE DE LA MESA DE BILLAR

Luego está la superficie de la mesa.

De pizarra no lo vas a encontrar en las mesas de ocio, así que de ese punto nos olvidamos.

Normalmente está hecha de tableros de aglomerado o de MD también.

Aquí lo que conviene valorar es si la superficie es de una sola pieza o de varias.

Si es de varias, la posibilidad de que no encajen a la perfección ya de fábrica o que sufran pequeñas deformaciones con el tiempo debido a cambios de temperatura y humedad es francamente elevada.

Y si eso ocurre, la mesa ya no tendrá una superficie uniforme.

Jugar al billar en una mesa con “escalones” parece bastante complicado, no?

Así que mejor superficie de una sola pieza.

Si además es madera, es menos susceptible de deformarse con el tiempo (abombamientos que el MD o el aglomerado podrían presentar si absorben líquidos o humedad).

Siempre y cuando la mesa tenga un armazón interno que sujete la tabla principal.

En caso contrario, se combará por su propio peso con el tiempo.

Eso haría imposible jugar al billar.

– TAPETE DEL BILLAR

El tapete debe ser de cierta calidad.

Los tapetes muy finos simplemente se romperán si el taco se te escurre y desliza sobre la mesa en lugar de golpear limpiamente la bola.

Además, si juegas con cierta frecuencia, el tapete fino mostrará signos de desgaste muy pronto.

Y eso interferirá con el movimiento de las bolas.

– BANDAS DEL BILLAR

Las bandas es otro punto a tener en cuenta.

Normalmente están forradas de caucho, pero no siempre.

Revisa que sea así.

Si quieres un poco de nivel, hay billares que tienen las bandas hechas de caucho con ciertas características de calidad homologada.

Las demás, bueno, solo caucho.

El caucho de baja calidad con el tiempo, sobre todo en ambientes secos, tiende a endurecerse.

Y eso hará que las bolas reboten de modo anormal en las bandas.

Si el billar no tiene caucho en las bandas, solo madera, bueno, igual mejor no comprarlo, como mucho para niños pequeños.

– PATAS DEL BILLAR

Una buena mesa de billar tendrá detalles importantes que igual pasas por alto.

Por ejemplo, las patas serán regulables en altura.

¿Y eso para qué?

Pues para compensar el ligero desnivel que todo suelo tiene de modo habitual.

Imagina que estás en mitad de una partida, y en cierta parte de la mesa las bolas no son capaces de estarse quietas.

Empiezan a desplazarse unos centímetros por su cuenta, como si un fantasma estuviese tomándote el pelo.

Mal juego.

Si subes ligeramente las patas de ese lado, las bolas tendrán una superficie realmente horizontal y se quedarán en su sitio.

Al menos hasta que las golpees.

    – PESO DEL BILLAR

El peso también es importante.

Las mesas de billar muy ligeras son cómodas de guardar.

A cambio ni se te ocurra apoyarte en ellas para una carambola, las desplazas de su sitio seguro.

Y en ese caso, desplazarás también todas las bolas que haya sobre el tapete.

A la porra la partida.

Lógicamente, a mayor tamaño de mesa, más peso.

Así que las mesas ligeras suelen ser también mesas pequeñas, más pensadas para que jueguen los niños.

Aun así, merece la pena que tengan algo de peso, los niños también se van a apoyar en esa mesa.

– TRONERAS DEL BILLAR

Siguiendo con los detalles, tenemos las troneras.

Ya sabes, los agujeros por donde se cuelan las bolas.

En una buena mesa, las troneras comunicarán con un canal interno que llevará las bolas hacia un mismo lado de la mesa.

Y por allí podrás recuperarlas sin problemas.

Las mesas de baja calidad rematan las troneras con redes o cestas de plástico.

Y tienes que ir a por cada bola a su respectivo agujero.

– ACCESORIOS DE BILLAR

Ahora hablaremos de los accesorios.

Normalmente las mesas que se venden para ocio suelen incluir todos los accesorios para jugar nada más recibirlas.

A saber.

Dos tacos, un juego de bolas mínimo, un triángulo, una tiza y un cepillo para limpiar el tapete.

Pero la verdad es que la calidad de estos accesorios suele ser ínfima.

El triángulo y el cepillo en principio puedes pasarlos por alto.

Pero seguramente te compense comprar unos tacos decentes y un juego de bolas “de verdad”.

Si no, los tacos que traen de serie suelen romperse o combarse con poco uso, y así no hay quien juegue.

¿Te imaginas cómo es hacer una carambola con un taco torcido?

Y las bolas se rompen o descascarillan con solo unos cuantos juegos, debido a que están hechas en plástico de baja calidad.

Tampoco puedes jugar con medias bolas, verdad?

Aquí en general no hay mucha diferencia, los accesorios suelen ser regulares en casi todas las mesas que puedas valorar para compra.

– PRECIO DE LA MESA DE BILLAR

Y terminamos.

El precio suele ser bastante acorde a la calidad en casi todos los modelos de mesas de billar.

Sí, es lo que parece.

Si la mesa es barata, suele ser de baja calidad, va sumando fallos de los que te hemos comentado hasta convertirla en un juguete poco satisfactorio.

Y según sube el precio, la calidad aumenta, hasta llegar a mesas que si bien no son profesionales, dan una excelente experiencia de juego, duran muchos años, y permiten una práctica regular bastante decente.

Así que en función de para qué quieras el billar, tendrás que pensar bien si te merece la pena gastarte cien euros en un juguete, o invertir unos cuantos cientos en una mesa que casi parece de verdad.

¿Quieres buenos accesorios para tu mesa de billar?

Si buscas tacos de calidad, o una funda para la mesa, o necesitas más tiza…. consulta nuestra sección dedicada a los accesorios para jugar al billar.

Seguro que encuentras todo lo que necesitas.

Quiero ver todos los accesorios

RESUMEN

 Te recordamos las principales factores que debes mirar a la hora de elegir la mejor mesa de billar para ti.

Material de la mesa preferiblemente de madera.

Superficie de la mesa de una sola pieza.

Tapete grueso de calidad.

Bandas de caucho (mejor homologado).

Patas regulables en altura.

Peso del conjunto elevado.

Troneras comunicadas (sistema de recuperación de bolas).

 

Con esto esperamos que tengas las ideas claras sobre qué debes mirar para elegir la mejor mesa de billar.

Ahora puedes echar un vistazo a algunas de las mejores mesas de billar que puedes comprar: